blanquear puertas y ventanas

Las ventanas, las puertas, los muebles o los aparatos de aire acondicionado, entre otros muchos, suelen ponerse amarillentos con el tiempo y la luz solar directa, sobre todo si son blancas, lo que acaba convirtiéndose en una pesadilla para muchas personas que no saben cómo acabar con ese color.

Sin embargo, existe una solución para limpiar puertas y ventanas que, además, es muy barata. Los marcos de las ventanas pueden ser de madera, aluminio o PVC. Por tanto, es importante saber de qué material están fabricadas las puertas y ventanas antes de empezar a limpiar.

¿Cómo debemos limpiar las puertas y ventanas de madera?

Las puertas y ventanas de madera se manchan con mucha facilidad, lo que las convierte en uno de los materiales más delicados de todo el mercado. Por este motivo, se deben lavar con mucho cuidado y delicadeza. Una de las mejores formas de limpiarlas es creando una mezcla de una cucharada de bicarbonato de sodio y una cucharada de jabón líquido. Mezcla ambos ingredientes y añade un poco de agua hasta que la mezcla esté espesa y espumosa. A continuación, vierte una parte del detergente en un cubo con agua caliente y coloca el resto en una esponja para limpiar las partes amarillentas. Por último, deja actuar la mezcla durante minutos, lava como de costumbre y aclara.

¿Qué debemos hacer en caso de que los marcos sean de aluminio?

Los marcos de aluminio son muy duraderos. Sin embargo, también acaban amarilleándose con el paso del tiempo. Se pueden limpiar con vinagre blanco o limón; siendo el primero la mejor opción para los materiales de metal y aluminio, ya que los limpia a fondo y les devuelve el brillo. En cuanto al vinagre, puede utilizarse vertiéndolo en un recipiente con agua caliente o humedeciendo una esponja con agua caliente y vertiendo el vinagre directamente sobre ella que, posteriormente, se usará para limpiar las partes amarillentas a fondo. Con el limón también se puede hacer una mezcla muy útil para limpiar las partes amarillentas si se mezcla con agua caliente.

¿Cómo debemos limpiar los marcos de las ventanas si son de PVC?

Si los marcos de las ventanas son de PVC, solo será necesario utilizar bicarbonato de sodio. Crea una pasta con dos cucharadas de bicarbonato de sodio y agua hasta que la mezcla tenga consistencia de gel. A continuación, usa esta mezcla poniéndola directamente en la esponja e insiste, sobre todo, en las partes amarillentas. Para ello, también puedes hacer una mezcla de dos cucharadas de bicarbonato de sodio y agua caliente. Te aseguramos que el resultado será espectacular si aplicas algunos de estos métodos para limpiar puertas y ventanas amarillentas.